Login

The best bookmaker bet365

Best bookmaker bet365 register

PROXIMO PARTIDO

Sábado 02 Septiembre, 2017 15:30

 
Acassuso A definir
Detalles del Partido
random1.png

Así lo vieron... Acassuso 2 - Atlanta 1

Acassuso terminó su participación en el torneo 2016-2017 con una victoria sobre Atlanta. Gran partido que sirvió como homenaje a Rodrigo Chao, quien decidió que no seguirá en el Club el año próximo

Así vieron el partido los principales medios especializados y partidarios

 

Se quemó en la última

(Diario Ole)

El Bohemio tenía una gran chance de ser segundo y el mejor ubicado de cara al Reducido, pero cayó en Maschwitz ante Acassuso y fue tercero, por lo que se enfrentará con Español el martes en segundo turno.
El Quemero fue mucho más y cerró el campeonato con una sonrisa de paso para poder engrosar su promedio pensando en la temporada que viene, y con la despedida perfecta para Rodrigo Chao, un ícono que no seguirá en el club pero que metió el gol de la victoria agónica en el final.
Abrió la cuenta el Chino Fernández con una buena definición por debajo de Brambatti y tras el empate de Altobelli, volvió a ser todo para el Quemero que se llevó un gran triunfo. Atlanta ahora se topará el martes con Español con el objetivo de pasar a semifinales.

 

Un final de oro

(Revista Ascenso)

LA CLAVE: Un momento de relajo para Atlanta y Acassuso, de la mano de Rodrigo Chao, lo liquidó em el último minuto.

QUE HICIERON: Acassuso: Muy flojo, apenas pudo jugar y llegar, ante un rival difícil que le jugó de igual y en ocasiones fue superior. La única que tuvo, promediando la primera mitad, fue un tiro lbre de Matías Rojas que contuvo muy facilmente Brambatti. Tuvo sus aproximaciones, sobre todo por el sector derecho con Gustavo Fernández y Alan Sánchez, pero sólo eso; no tuvo empuje para molestar al arquero y generar el primer gol que abriera el marcador. En defensa, todo lo contrario, se mantuvo firme y alejó al Bohemio del peligro aún con las deficiencias que podía tener. Julio Salvá estuvo seguro y dejó el cero en su arco, con todo el trabajo que le dieron los delanteros de la visita.

¿Qué mejor manera que volver del descanso y embocarla? Así lo hizo el Quemero, con un lindo pase de Sánchez para Fernández, quién n una corrida por derecha y ante la salida del portero, le dio un toquecito y estampó el 1 a 0 parcial para el local. Manejó y se impuso tras el gol, copando un poco la mitad de cancha con el doble cinco y los volantes rápidos, pero casi a los 15' sufrió la paridad y no se pudo relajar; la visita lo atacó con todo y se tuvo que defender con lo que pudo, de buena manera pero sufriendo. Cuando parecía que el empate era el resultado final, el ingresado Lázaro Romero ejecutó el tiro libre que derivó de falta y expulsión de Altobelli. El centro se desvió con la cabeza de un jugador en el área y el ídolo Rodrigo Chao decretó con un testazo el 2 a 1 final para los tres puntos de oro.

 

Atlanta: Lo superó casi todo el encuentro a Acassuso pero no tuvo a suerte para poder convertir y ponerse en ventaja. El ingreso de los suplentes demostró la relajacón del equipo mas no se conforó y quiso quedarse con el segundo puesto desde el arranque. Gran tarea de Juan Manuel Tolosa en la conducción del equipo y Leo Ramos para ayudar en ataque. Altobelli también estuvo laborioso; buscó siempre el arco rival y trato de ser dominante en la ofensiva, pero chocó con los defensores y le costó rematar a gol. Le dolió un poco el juego de contra de Ssuso, pero lo mantuvo bien y se mostró más fuerte.

Lo golpeó el tanto de los quemeros en el arranque, casi de sorpresa y sufrió el simbronazo posterior que pudo costarle caro. Sin embargo, se mostró firme y mantuvo las luces bien puestas. Recuperó el control en la mitad y pasó a dominar el juego. Con una corrida de Leo Ramos, en una jugada que toda la defensa local creyó que era posición adelantada, puso un pase atrás para Altobelli y el ex Tigre no falló; empató las cosas y se acomodó en la cancha. Como al destino le gusta ser malvado, a pesar de dominar el partido y tener el triunfo en la punta de la lengua, a los 47' recibió el primer baldazo con la expulsión del autor de la paridad con una falta de atrás y gracias a eso, Ssuso lo venció  con un gran centro y gol de cabezadel capitán, por detrás de toda la defensa. 

 

 

Fin con triunfo e invicto

(Solo Ascenso)

Era la última sinfonía en este torneo y había que terminarlo de la mejor manera. Y los dirigidos por Blas Giunta se dieron un gustazo: vencieron al Bohemio (también en la primera rueda) y estiraron la racha positiva a 12 encuentros. 
El primer tiempo fue muy parejo, aunque el visitante tuvo más la pelota y cerca de concretar. Los locales sólo llegaron con profundidad al minuto del descuento por medio de Fernández, quien remató sobre el arquero. 
Pero lo mejor se vio en el complemento. Casi desde el vestuario, a los 40 segundos, Gustavo Fernández primereó al defensor de Atlanta y ante la salida del arquero definió por abajo. Luego, con el resultado a su favor, se replegó un poco. Los de Villa Crespo apretaron el acelerador, llegaron al empate y hasta contaron con situaciones para llevarse la victoria. 
En la jugada final ocurren dos hechos. Primero Altobelli cometió falta y vio la roja. De ese tiro libre vino el centro de Bozzoni y Rodrigo Chao, en su último partido con la camiseta de Acassuso, ganó en lo alto y definió el encuentro. 
Se acabó una temporada irregular. Con un comienzo malo, se fue acomodando y terminó con esta racha sin conocer la derrota que incluye tres victorias y nueve empates. Pero para la próxima temporada deberá mejorar mucho si quiere permanecer en la categoría. 

 

Calcado

(Solo Ascenso II)

Atlanta parecía no tener demasiado interés en los puntos que estaban en juego este viernes. Al menos no un interés que pesara más que el próximo partido, ya disputando el Reducido y con el ascenso entre ceja y ceja. En el final, el Bohemio perdió con Acassuso y entonces quedó tercero en las posiciones y enfrentará a Deportivo Español. 
Pese a poner suplentes, en la primera etapa Atlanta fue superior a Acassuso. El equipo de Villa Crespo dominó las acciones y aunque no tuvo muchas claras, apenas un derechazo de Tolosa que de taco Alonso mandó al borde del palo, mantuvo al local en su campo. En el final, los de Giunta, que poco habían hecho, tuvieron la más clara con una buena combinación por derecha, pero Brambatti ganó con autoridad el mano a mano. 
Con esa sensación de que si quería podía, Acassuso se fue al descanso, y salió decidido a poder: en menos un minuto, una jugada similar a la del primer tiempo, esta vez fue a parar al fondo de la red, entre una definición incómoda por abajo y una floja reacción del arquero, Gustavo Fernández puso el primero. 
Después el trámite volvió a hacerse como en los primeros 45: Atlanta dominaba y Acassuso intentaba salir. Así fue que tras un buen desborde por derecha de Ramos, Leonel Altobelli definió sin resistencia al arco vacío para igualar las acciones a los 15 del complemento. Faltaba bastante, y un gol más del Bohemio le podía dar el segundo puesto. 
Pocos minutos después llegó la noticia del gol de Morón, que le indicaba que Riestra empataba y que el triunfo de Atlanta implicaba el segundo puesto. Por eso el Bohemio se jugó un poco más, y fueron ingresando titulares como Federico Guerra, Diego Nakache y Luciano Pons, pero no alcanzaba. Además, Acassuso intentaba aprovechar las contras para llevarse la victoria en el cierre. 
Cuando ya se jugaba tiempo adicionado, Altobelli perdió una pelota en la salida y cometió infracción. El juez le sacó la segunda amarilla y expulsó al ex Morón. Para colmo, de ese tiro de esquina, Rodrigo Chao convirtió de cabeza el 2-1 en su último partido en Acassuso. Luego de esa jugada, hubo tiempo para que Atlanta sacara del medio, y Yael Falcón marcó el final del encuentro. 
Atlanta perdió el partido y la posibilidad de jugar ante un rival que llegue caído, como es el caso de Platense, que entró al Reducido por resultados ajenos y sin ganar en las últimas dos fechas; en cambio, deberá enfrentarse al duro Español, que le ganó en Villa Crespo y que lleva cinco partidos invicto. 

 

El último del capitán

(Mundo Ascenso)

Fue el último partido, el último triunfo y el último gol de Rodrigo Chao vistiendo la camiseta de Acassuso en un partido parejo que se definió en la última jugada con el cabezazo del capitán Quemero. 
El primer tiempo fue realmente malo, casi sin situaciones de gol, recién en el final Fernández tuvo la chance clara pero chocó con Brambatti que ahogó el grito de gol. 
Acassuso terminó bien el primer tiempo y arrancó mucho mejor el segundo porque antes del minuto Salvatierra habilitó a Fernández y el Chino ahora si no falló y puso el 1-0 para el Quemero. La alegría para el equipo de Giunta solo iba a durar 15 minutos porque apareció Ramos para bajar un centro con el pecho y poner de cara al gol a Altobelli que puso el 1-1. Atlanta empezaba a ser más y daba la sensación de que se podía llevar los tres puntos para Villa Crespo, mientras que Acassuso apostaba a ganarlo de contra. El duelo se moría con empate pero toda película termina con un final feliz y la de esta tarde era la del último partido del capitán Rodrigo Chao en Acassuso y justamente Chao iba a ser el autor del gol del triunfo en la última pelota del partido para darle el triunfo al Quemero por 2-1. Fueron tres puntos importantes para Acassuso pensando en la próxima temporada que lo tendrá peleando por mantener la categoría, mientras que al Bohemio no le modificaba mucho el empate ya que jugó con la mete puesta en el reducido que se le viene. 

 

Chao, chau adiós

(Vermouth Deportivo)

Acassuso pensó en los promedios de la temporada que viene y ganó tres puntos para estirar su puntaje de cara a su verdadera pelea. El triunfo por 2 a 1 ante Atlanta le dejó la última sonrisa para terminar un campeonato de flojo puntaje. Rodrigo Chao jugó sus minutos finales con la camiseta azul y hasta se dio el gusto de anotar el gol de la victoria. El bohemio lo intentó pero pareció que su cabeza estaba más en el Reducido que en otra parte.
La diferencia en la tabla no se notó. Los hombres de Villa Crespo dominaron más tiempo la pelota aunque no contó con situaciones de peligro, algo que el local (en Ingeniero Maschwitz) sí logró. Gustavo Fernández encaró a Gastón Brambatti pero el arquero desvió la ocasión al córner. Esa fue lo más claro del primer tiempo.
Los goles aparecieron en el complemento. Los dirigidos por Blas Giunta golpearon con una jugada similar a la de los cuarenta y cinco iniciales: Fernández definió por debajo del cuerpo de Brambatti y anotó el 1 a 0. Nobleza obliga. La lógica mandó al Quemero a defenderse y al visitante al ataque. Leonel Altobelli empardó la historia con un toque a la red tras una buena jugada de Leonardo Ramos. El elenco de Guillermo Duró no cesó el “fuego” pero el partido se guardó la última página para el capitán del equipo de Boulogne: tiro libre de Gonzalo Bozzoni en tiempo cumplido y cabezazo (de despedida) de Rodrigo Chao a la red para el abrazo con todos sus compañeros.
Chao, chau adios. ¡Qué mejor final para el hombre de la cinta en Acassuso! Rodrigo Chao vistió por última vez la camiseta del Quemero y selló los tres puntos para sumar en los promedios de la próxima temporada. Por su parte, Atlanta, que hizo los intentos para llevarse algo más, ya piensa en Deportivo Español que será su rival en el Reducido.

 

Despedida soñada

(Atado a tu locura)

La primera parte se basó en ataques no concluidos de la mejor manera. El visitante fue apenas superior, pero no era preciso en los últimos metros. Por su parte, Acassuso intentaba  mantenerse ordenado y a partir de allí organizar su juego mediante Sánchez y Rojas. Las ocasiones más claras llegarían en los minutos finales cuando Fernández quedó mano a mano, aunque el arquero respondió bien y la mando al córner. En la jugada siguiente, llegó el centro y Chao de cabeza estuvo cerca de convertir.
En el inicio de la segunda parte, antes del minuto de juego nuevamente Fernández quedó frente al arquero y ésta vez puso el 1 a 0 parcial. Atlanta reaccionó bien al gol y fue en búsqueda del empate con mucha claridad, mientras los de Blas Giunta esperaban replegados. A los 15′, Ramos recibió la pelota en el área con el pecho, metió un buscapié y debajo del arco Altobelli puso el empate parcial. A partir de allí el encuentro se hizo de ida y vuelta aunque las situaciones más claras las tuvieron los dirigidos por Guillermo Duró. Los de Boulogne iban a tener la última posibilidad luego de que el goleador del Bohé cometiera una dura infracción y se vaya expulsado. Ham mandó el centro, se desvió y Chao de cabeza puso el 2 a 1 final.

 

Atlanta repitió un mal trago, pero ya piensa en Español

(Club Atlanta – Sitio oficial)

Guillermo Duró decidió afrontar esta última fecha con varios suplentes, más allá de los cuatro suspendidos por cinco amarillas. Puso a Brambatti en el arco; Monge-Alonso-Molina-Sánchez en defensa; Igartúa-Ochoa Giménez de doble cinco, y los veloces Barría y Tolosa por los costados. Altobelli y Ramos fueron los delanteros. Acassuso se paró con el mismo esquema: un claro 4-4-2, en el que Alan Sánchez, uno de los “cincos” se adelantaba un poco e intentaba manejar mejor la pelota. El primer tiempo fue de muy bajo nivel técnico. Se vio muy rápidamente que en Atlanta no había quien pudiera manejar la pelota, por lo que se recurrió en muchas ocasiones a pelotazos largos, que generalmente eran contenidos por los defensores. Acassuso tampoco incomodaba mucho a Brambatti, y cuando lo hacía, Alonso respondía con solvencia. Leonardo Ramos notó los problemas futbolísticos de Atlanta y bajó por momentos para intentar ser él quien se conectara con la pelota. Sin duda, fue el que mejor lo hizo en esa primera etapa. Las situaciones de gol eran muy escasas. Atlanta llegó por primera vez recién en 15’ con un remate de Igartúa desde afuera, que se fue muy alto. Acassuso respondió por primera vez en 22’ con un tiro libre de Rojas que Brambatti contuvo con comodidad. Poco a poco Tolosa, que debía jugar por el costado izquierdo, empezó a cerrarse al medio para contactarse más con la pelota. En 39’ una jugada de pelota parada lo tuvo cerca a Atlanta de abrir el marcador. Tolosa recibió un rebote cerca del borde del área, pero le pegó defectuosamente. Alonso casi la empuja de taco, pero el línea ya había marcado off-side. Sobre el final, Acassuso fue el que estuvo más cerca. En 43’ un cabezazo de Salvatierra complicado fue bien contenido por Brambatti. Y en 45’ se volvió a lucir el arquero ante Fernández, que quedó solo habilitado por Salvatierra. El arquero tapó y así la etapa se cerró en cero.

Para el comienzo de la segunda etapa, Atlanta entró dormido, y Acassuso lo vacunó rápidamente. Ataque, Salvatierra que habilitó a Fernández quien esta vez tocó suavemente a la salida de Brambatti y puso el 1 a 0. Solo se jugaban pocos segundos. Atlanta siguió mostrando los mismos problemas que ya tenía, pero allí atinaron a cambiar de puntas Tolosa y Barría. Por la izquierda el juvenil de inferiores estuvo mucho más activo, e incluso en una jugada iniciada por él desde esa punta, Atlanta llegó al empate. Iban 15’ y su centro fue impecablemente parado por Ramos en el costado derecho. El goleador tocó al medio donde Altobelli, sin marca, y pegado a la línea de gol, la empujó a la red. A partir de allí, y por algunos minutos, se vio lo mejor de Atlanta. En 17’ probó Tolosa, desviado. En 20’ Barría tuvo una muy clara, de cara a Salvá, pero su disparo fue muy anunciado, y el arquero salvó. Poco a poco, el juego se volvió a emparejar. De hecho en 30’ Duró reemplazó a Barría con Nakache. Iban 34’ cuando Ramos habilitó a Nakache, y este quiso sortear a Salvá pero el arquero voló a sus pies. Pareció falta pero Yael Falcón dijo que no. Llegó el tiempo de descuento, y otra vez Atlanta pareció dormirse. Primero en 46’ Brambatti tapó una carga, y Molina terminó de salvar. Pero ya jugándose el último minuto de descuento, un nuevo ataque local fue frenado con fuerte falta por Altobelli, quien, ya amonestado, debió dejar la cancha. De ese tiro libre llegó el centro que culminó con un cabezazo de Chao junto al palo izquierdo de un sorprendido Brambatti, y que terminó con el resultado a favor de los del norte. No hubo tiempo para más. Es una derrota para la estadística. Los hinchas ya están paladeando la posibilidad del ascenso, y para empezar esa carrera, hay que ganarle o empatarle al próximo rival: este Español que nunca había estado entre los clasificados, y que ahora se acercó con dos victorias consecutivas que además dejaron afuera a Almirante Brown. Las frustraciones de los últimos torneos duelen, pero no son para siempre. Los partidos hay que jugarlos.   

 

(Abran la cancha)

Lo mejor: Volver a sumar de a tres y mantener una racha invicta de doce encuentros. Marcar dos goles en un partido y ninguno de ellos fue de penal. Buen nivel del Toro Salvatierra que a pesar de no haber marcado fue importante en el ataque de Acassuso. Fernández jugó como para que el técnico lo tenga en cuenta en el próximo torneo.  El segundo tiempo fue atractivo, ambos equipos jugaron a ganar y llegaron con peligro, se marcaron tres goles que pudieron ser más. Haber ganado el partido en la última jugada y que el gol lo marque el capitán Chao en la última pelota que tocó con la camiseta Azul, despedida soñada. Nuevamente la entrega del equipo para sumar los tres puntos, valorado aún más porque la mayoría de los jugadores saben que no van a seguir en el plantel.

Lo dudas: La primera etapa fue horrible, aburrida e intrascendente. Se contabilizaron dos jugadas de riesgo que fueron para el local cerca de los cuarenta y cinco minutos. Alan Sánchez que vaya uno saber porque es titular en este equipo no hizo nada positivo en todo el partido. Santana se despidió? sin pena ni gloria y como es costumbre hizo una buena por dos malas.  Muy poco de los Matías, Rojas y Etchegoyen aportaron poco en la gestación de las jugadas.

Balance: Positivo. Se terminó una campaña muy mala, pero con un epílogo aceptable. El equipo parece haber encontrado la confianza después de la derrota contra Español y mantuvo una racha de doce partidos sin perder. De esta manera se llegó a los cuarenta puntos que son muy pocos para lo que viene, pero si se tiene en cuenta que catorce se obtuvieron en los últimos ocho partidos se deduce que el final de torneo fue lo mejor de todo año futbolístico.

Empezamos cómodos en el promedio del descenso y el final del campeonato nos encuentra como serios candidatos a descender el próximo año. No hay margen de error para lo que viene. Ya se gastó todo el crédito y un resbalón en nuestro caso va a ser una caída estrepitosa. Hay que pensar y no errar. Este próximo Julio va a ser el mes de gestación de un futuro gran éxito o la continuidad de una suma de errores que hace un tiempo se vienen cometiendo y que inexorablemente nos van a depositar en la C. 

 

Informe: Nico Skocir

 

Noticias Relacionadas




 

Club Acassuso @ 2015 | Desarrollado por eQuisDesign.com.ar